Marketers by Adlatina

En asociación conAdvertising Age

Banner PublicitarioBanner Publicitario
SHARE

MARKETING 08.02.2021 | ECUADOR | DIÁLOGO CON UNA DE LAS WOMEN TO WATCH ECUADOR 2019

Paola Matute: “Vi la oportunidad de ofrecer una propuesta diferente”
“Ahora nos preocupamos más por lo que consumimos”, declara Matute.

Paola Matute: “Vi la oportunidad de ofrecer una propuesta diferente”

La gerenta de ventas y marketing de Mavanni en Ecuador habló sobre su nuevo rol como emprendedora de la empresa de exportación de frutas, cómo surgió la idea y cómo fue su ejecución en el medio de la pandemia.

Luego de haber sido por más de ocho años marketing manager en Holcim Ecuador, Paola Matute decidió ir por el camino emprendedor y cofundó, en junio de 2020 y en el medio de una pandemia, la empresa de exportación de frutas Mavanni, para Asia, Europa y Latinoamérica; donde actualmente se desempeña como gerenta de ventas y marketing. A partir de este cambio, la Woman to Watch Ecuador 2019 conversó con Marketers by Adlatina sobre este nuevo proyecto, qué obstáculos tuvo —teniendo en cuenta el contexto social— y qué espera de este año.

—¿Cómo surgió este nuevo proyecto que terminó en la fundación de Mavanni?
—Las exportaciones no petroleras han evolucionado convirtiéndose en la principal fuente de ingresos de Ecuador. Entre el top 5 de productos se encuentra el banano, cuyo consumo total y per cápita a nivel mundial viene en crecimiento sostenido, incluso a pesar de la pandemia.
Gracias a la combinación de factores agroecológicos, nuestros cultivos de bananos tienen menos presión de uso de agroquímicos y mayor “vida verde” en percha, con relación a otros centros de producción mundial. Esto nos otorga como país ventajas competitivas que se ajustan a las nuevas exigencias y/o tendencias de los mercados que buscan producciones más limpias, sustentables y responsables, social y ambientalmente, además de la posibilidad de poder llegar a destinos nuevos y más lejanos, especialmente de la zona oriental.
Esto abre la oportunidad para que pequeños exportadores con alto conocimiento del mercado y fuerte soporte técnico puedan ofrecer sus servicios y contribuir a la optimización de la cadena de suministros. Esto nos motivó a mi socio César Padovani y a mí a juntar talentos con experiencia en el negocio para ofrecer una propuesta de valor enfocada en el segmento de pequeños y medianos importadores.

—¿Qué le motivó a optar por el camino del emprendimiento, especialmente en 2020, que fue un año muy duro para la industria?
—Los momentos de crisis pueden resultar en oportunidades, y eso fue lo que visualizamos: una oportunidad de ofrecer una propuesta diferente. La pandemia abrió espacios para nuevos ofertantes de banana y frutas tropicales con experiencia, y fue ahí cuando decidimos que era el momento de emprender a pesar de la complicada situación.

—¿Cómo fue fundar una empresa en medio de una pandemia? ¿Qué obstáculos tuvieron?

—El obstáculo más grande que enfrentamos fue la creación de la compañía y posterior calificación como exportadores de banano. En Ecuador, estos trámites suelen durar meses, y debíamos salir antes de empezar la temporada alta si queríamos tener éxito en nuestro emprendimiento. Fuimos muy ágiles y asertivos, y logramos estar listos justo a tiempo.

—¿Cómo es la relación con los clientes? ¿Es la misma relación en todos los mercados donde opera la empresa?
—Cada mercado tiene su peculiaridad y necesidades. Hay mercados que buscan fruta premium con certificaciones y otras sin certificaciones. Diferentes preferencias en cuanto al formato en que desean la fruta (cluster o manos, en el caso del banano) o incluso la presentación. Lo importante es entender la necesidad del cliente (y sus consumidores finales), y adaptarnos a ofrecer la fruta en el formato que la requieren.

—¿Qué cambios observó que se dieron durante la pandemia en el rubro alimenticio que llegaron para quedarse?
—La pandemia ocasionó un cambio de comportamiento muy importante, y tiene que ver con la salud precisamente. Al vernos frágiles y entender que un elemento importante para ayudarnos a estar más protegidos es tener una buena alimentación, esto se volvió relevante al momento de decidir. Ahora nos preocupamos más por lo que consumimos, por las grasas, por el exceso de azúcar, pero también por hacer ejercicios y mantener una rutina sana.
Otro cambio relevante que va de la mano con nuestra alimentación es el tema medio ambiental. La pandemia puso en clara evidencia la afectación que el ser humano le está causando al medio ambiente. Esto ha hecho que además de estar más conscientes sobre qué consumimos, también pongamos atención al cómo ese producto ha sido procesado o elaborado. Estos cambios demuestran un claro shift hacia un consumo más saludable y medio ambientalmente responsable postpandemia.

—¿Cuál es su mayor desafío?
—Definitivamente, el mayor desafío que todos los empresarios, y sobre todo los emprendedores, enfrentamos es lograr seguir haciendo negocios y planes en medio de un futuro incierto y con cambios impredecibles. A medida que la vacunación vaya cubriendo a más personas, los mercados se irán estabilizando y lograremos mayor tranquilidad para hacer negocios.

PAOLA MATUTE │ BIO
Trabajó en medios de comunicación como el diario El Universo y GamaTV. Estuvo involucrada en el mundo financiero en Banco Bolivariano y Banco Guayauquil a través de su tarjeta American Express. Aprendió de los programas de fidelidad con empresas como Promotick y luego, por más de ocho años se desempeñó como marketing manager en Holcim Ecuador, donde estuvo a cargo de dos de las marcas más top del país, Holcim Fuerte y Disensa. En junio de 2020 cofundó Mavanni, donde ocupa el puesto de global sales & marketing manager. Estudió en la Universidad Casa Grande, donde se licenció en comunicación social con mención en marketing, y luego como ingeniera en comunicaciones integradas. Matute complementó sus estudios con una maestría en dirección comercial y marketing.